“Acá no se trata de patria o buitre»

Señaló Laura Montero, para agregar que «El gobierno nos llevó a un default, a un eventual desacatado y dejará mala herencia».

La senadora nacional del Radicalismo, Laura Montero, sostuvo hoy en declaraciones radiales que los argumentos para los cambios de jurisdicción esgrimidos por el Gobierno Nacional son débiles; no solucionan el fondo del problema y que “lo único que lograron fue incrementar la desconfianza que existe hacia el país. Con este proceder se llevó a la Argentina al default, a un eventual desacato y dejará además, irresponsablemente, es una mala herencia al próximo gobierno”.

Montero se refirió a la falta de una solución de fondo con los holdouts “Esto sucede por existe una notable irresponsabilidad en cómo se manejó el tema. Este Gobierno -golpeado por denuncias de corrupción; por el descontrol en la economía y por un permanente avasallamiento a las instituciones del Estado- decidió darle vueltas al tema porque favorece su relato, en lugar de buscar una solución de fondo y definir la cuestión. Esa lógica de la confrontación permanente ha puesto al país en un default con ese 7,6 % que quedaba por reestructurar y también sucederá lo propio con quienes no acepten el cambio de jurisdicción”.

“Acá no se trata de patria o buitre. Está claro que todos queremos defender al país de los fondos especuladores; pero no nos envíen una ley al Congreso para justificar el incumplimiento de lo que ellos mismos firmaron. No vamos a entregar un cheque en blanco a un equipo económico que es incapaz de resolver el fondo de la cuestión”, agregó la senadora por Mendoza.

Otras consideraciones tras el análisis de la ley

”En primer lugar, el proyecto de ley califica a la obstrucción de los mecanismos de cobro de los fondos pagados por Argentina, dispuesta por la justicia americana, de ilegítima e ilegal y no es así, primer error” sostuvo Montero y amplió “existe una sentencia que fue ratificada por la Cámara de Apelaciones y confirmada por la Corte Suprema de los Estados Unidos y Argentina había aceptado ese marco legal; entonces, puede gustarnos o no la sentencia, pero no es ilegítima ni ilegal”.

“En segundo lugar, Argentina designa una jurisdicción para pagar pero como consideran que la sentencia es ilegítima e ilegal, no la cumplimos y utilizamos una ley del Congreso para justificar un cambio de jurisdicción. Esto es una pésima señal y además, el desacato -si nos lo quieren imputar- estará más que fundado. No sabemos, a ciencia cierta, si los tenedores de bonos aceptarán la nueva jurisdicción; pero si de algo estoy segura es que cambiar las reglas de juego genera más incertidumbre de la que ya había”; explicó Laura Montero.

La Senadora por Mendoza indicó que no hay respaldo de la realidad económica a los planteos que se hacen desde Gobierno porque «el escenario macroeconómico tiene una inflación que no se blanquea; hay pérdida del poder adquisitivo en el salario de los trabajadores; se despide gente de las empresas, hay más precariedad laboral. A esto sumamos cepo, prohibición de girar divisas, la brecha cambiaria -entre oficial y paralelo de más del 50%- y agrego la Ley de Responsabilidad del Estado y hoy, la Ley de Abastecimiento que es un calco de la ley venezolana. Si hacemos memoria, tenemos que sumar las leyes de emergencia que bajo ese pretexto evitan cumplir los compromisos asumidos. Entonces, el tenedor de bonos ¿puede confiar con estos antecedentes reales?”.

Finalmente, Montero sostuvo que Argentina al no dar certezas ni señales de querer solucionar el fondo del conflicto deja una final abierto que nadie entiende, justamente porque “esto se podría haber reestructurado de manera distinta, como lo hicieron otros países latinoamericanos y como hizo Mendoza, con el Bono Aconcagua”.

Temas relacionados