Argentina es el país más endeudado de América Latina

La deuda pública argentina en relación con su PBI ha pasado del 40 % en 2010 al 90 % en 2019, según datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

En Argentina, la serie de préstamos del FMI dispararon el endeudamiento del país, tras un largo historial de desencuentros con el organismo internacional. Esta vez, como consecuencia de una crisis por la devaluación de la moneda en un intento por atraer inversiónes extranjeras.

Desde que Mauricio Macri llegó a la presidencia de Argentina, la moneda local ha sufrido una devaluación de 514 %, al pasar de 9,76 pesos por dólar en diciembre de 2015 a 60 pesos por divisa norteamericana el 25 de octubre de 2019, según datos del Banco de la Nación de Argentina.

La crisis cambiaria, derivada de la manera en que Macri retiró las restricciones para la compra-venta de divisas con el fin de fomentar la libre circulación de capitales, provocó que el Gobierno argentino solicitara un nuevo préstamo financiero al FMI por 57.000 millones de dólares para tratar de sortear la crisis.

Esto provocó que la deuda en Argentina se incrementara del 52,6 % del Producto Interno Bruto (PIB) en 2015 al 80,7 % en el segundo semestre de 2019, según la Secretaría de Finanzas, convirtiéndose en el país más endeudado de América Latina.

La situación económica y el aumento de la pobreza, que pasó del 31,4 % de la población al 35,4 %, fue un factor clave para que Alberto Fernández resultara ganador de las elecciones presidenciales de Argentina, sin la necesidad de una segunda vuelta.

Los economistas del FMI, Jonathan D. Ostry y Davide Furceri, reconocieron que «en lugar de generar crecimiento, las políticas neoliberales han aumentado la desigualdad, poniendo en peligro la expansión duradera». Esos mismos voceros admitieron incluso que los beneficios de la apertura económica «parecen haber sido exagerados».

Video RT

Comentar

comentarios

Temas relacionados