Colectivos de gran porte nunca más por caminos peligrosos

Diputados aprobó por unanimidad el proyecto de ley este mediodía.
Fue aprobado por unanimidad en la Cámara de Diputados el proyecto de ley presentado por el legislador Gustavo Arenas (FPV-PJ) para restringir la circulación de colectivos de gran porte en caminos, circuitos y áreas turísticas que revistan el carácter de peligrosos para ese tipo de transporte o que sean angostos (ancho inferior a siete metros), con escasas visibilidad y distancia de sobrepaso o que tengan curvas de radio de giro superior a 90 grados.

La iniciativa conjuga la generación de empleo –al promover el desarrollo local de pequeñas y medianas empresas en el ámbito turístico– con la seguridad vial y el cuidado del medio ambiente. Fue presentada en octubre del 2012 por el actual diputado justicialista y senador provincial electo, y pasará ahora a Senadores para su tratamiento bajo el número de expediente 62.808.

La prohibición regirá en diversos circuitos y áreas determinadas, para preservar la seguridad de los pasajeros transportados y no exponerlos a situaciones riesgosas que puedan ocurrir en trazas que no son las adecuadas para el tráfico de grandes rodados.

A la vez, considera como unidades de gran porte las que poseen al menos una de las siguientes características: longitud total superior a los diez metros, ancho que sobrepase los 2,50 metros, altura de más de 3,25 metros (colectivos de un piso) y más de dos ejes.

Además de proteger el medio ambiente, permitirá crear diversas fuentes de trabajo para las comunidades locales, ya que demandará la implementación de servicios prestados por transportes de menor porte para cubrir los circuitos turísticos en una forma segura.

Asimismo, determina que la Secretaría de Transporte de la Provincia será la encargada de hacer cumplir y aplicar la normativa.

Finalmente, el proyecto de ley aclara que los responsables de rodados que violen la disposición reglamentada serán pasibles de ser sancionados por cometer una falta grave según lo contemplado en la Ley Nº6.082 de Tránsito y Transporte de la provincia y dispone que el Poder Ejecutivo reglamentará la futura norma dentro de los 180 días a partir de la publicación de ésta.

Circuitos involucrados

Las zonas que se proponen para que rija la prohibición son el Cañón del Atuel, el Cristo Redentor, la Reserva Natural Villavicencio, Potrerillos, Vallecitos, el Cordón del Plata, la Laguna el Diamante, Las Leñas, Valle Hermoso, los Caminos del Vino, el Cerro de la Gloria y todas aquellas áreas que el Poder Ejecutivo incorpore por vía reglamentaria.

Numerosos apoyos

El diputado Gustavo Arenas ya venía planteando esta temática cuando era delegado regional de la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) y, en el 2008, se reunió en San Rafael con el director de Turismo de ese municipio, Andrés Chiaradío; el concejal Mauricio Sat y representantes del turismo y el transporte, para restringir el acceso de vehículos de gran porte al Cañón del Atuel.

A partir de ese encuentro, el actual legislador provincial fue profundizando el estudio de la situación para brindar una solución concreta, la cual efectivizó con la presentación del respectivo proyecto de ley.

Mientras tanto, durante este año, la idea ha cosechado numerosos apoyos expresos de las siguientes entidades: la Cámara de Turismo de la Provincia de Mendoza, el Sindicato de Personal de Micros y Ómnibus de Mendoza (Sipemom), empresarios del transporte de Mendoza, y las empresas Geovix, Andes Top SA, LAC Viajes, South Way Travel, Turismo El Cristo, Cooperativa Mendotrafic, CEO Servicios Turísticos, Caliri Viajes y Holding Viajes.

Los apoyos recibidos abarcan también a Turismo Sepean, CEO Travel Net, Nalken SA, Transpol, El Oro Negro, Grupo Sur SA, Eco Turi SA, Nogal de Cuyo, Transporte y Turismo SA, Turismo Maipú, Transportes y Servicios SA, Huentala Servicios Turísticos, Asociación Servicio Contratado Turismo y Afines de Mendoza (Asercotur), Cumbes Andinas y Pollicino SRL.

Previamente, en noviembre del 2012 se habían pronunciado a favor de la norma el Concejo Deliberante de San Rafael, la Específica de Turismo de la Cámara de Comercio, Industria y Agropecuaria de San Rafael, la Asociación de Empresarios Hoteleros, Gastronómicos y Afines y la Cámara de Turismo de San Rafael.

En el mismo sentido se expresaron la Federación Económica de Mendoza, la Asociación Argentina de Empresas de Viajes y Turismo, y Guías Turísticos Independientes, así como las firmas Malufa Viajes, Transportes Charrúa, Inostroza Viajes, Transportes Demonte, MYPE Viajes, El Coyote SRL, Epicum Sur SRL, Sorros Viajes, Jockey Viajes y Millanti Viajes.

Objetivos de la propuesta

Con la disposición se pretende hacer un aporte dentro de un plan estratégico de tránsito y de turismo que contribuya a disminuir los accidentes, preservar el medio ambiente e incentivar el servicio de turismo por parte de pequeñas y medianas empresas.

Para esto se ha considerado que las características geográficas de Mendoza hacen inconveniente la circulación de rodados de gran porte en determinadas trazas y zonas rurales, como algunos caminos de montaña, circuitos y zonas turísticas.

En ese aspecto prevé que transitar en caminos de montaña aumenta el riesgo de accidentes, a lo que se deben sumar eventuales factores climáticos, como nevadas, heladas y viento Zonda, y otros vinculados a la infraestructura en función de las propias limitaciones o características del camino, como huellas de tierra, suelo de ripio y senderos de cornisa, entre algunos ejemplos.

Gran impacto económico y laboral

De esta manera, en las zonas rurales y de montaña determinadas por el proyecto de ley, el traslado de los pasajeros se deberá hacer a través de transportes de menor porte e incluso con el acompañamiento de un guía oficialmente registrado.

En consecuencia, esta propuesta también potenciará el trabajo local y la creación nuevas fuentes de trabajo en distintas zonas de Mendoza a partir del aporte que significará la habilitación de nuevas empresas para este tipo de turismo específico, lo que promoverá el desarrollo local de pequeñas y medianas firmas, poniendo el acento en la seguridad vial y en el respeto por la naturaleza.

Así, la prestación de ese tipo de turismo específico permitirá integrar en la actividad a más mendocinos capacitados para esas tareas, ya sean choferes, guías o demás trabajadores.

Temas relacionados