¿Concurso o con corso?

El Ministerio de Cultura llamó a concurso para elegir el guión de la próxima Fiesta de la Vendimia. Habrá un jurado que resuelva, pero andan circulando otros rumores. Nosotros no atendemos rumores por eso se los contamos, para que los atiendan ustedes. Es una pena que tanto escenario, tanta tecnología, tanta gente, estén menospreciados por tan pocas ideas.

Para elegir un guión hay que formar un jurado. Un jurado es un conjunto de personas especialista en un tema que deciden sobre una cuestión que les atañe, de la cual saben, con currículum extenso y obras realizadas.

Mal comenzamos, porque el jurado del himno de Mendoza, formado por el mismo Ministerio, aún no se decide en torno de la música del Himno que propuso hacer el mismo Ministerio sin que nadie se lo pidiese hace más de dos años. El año pasado integraban el jurado de guión vendimial gente que nunca participó en la realización de la Fiesta de la vendimia y la mayoría de ellos (todos o casi todos) jamás había escrito un guión ni para una fiesta escolar. Así salió la Fiesta, que no por mala dejó de ser aburrida.

Ahora llaman de nuevo, pero según dicen las lenguas vespertinas, esto sería una cortina de humo para ocultar las verdaderas intenciones. Se dice que ya estaría resuelto, por parte del Ministerio siguiendo instrucciones del gobernador, que la fiesta la hagan tres directores ya probados, que ya habrían sido designados y aún más, que ya estarían trabajando en conjunto. Todo porque el Paco, como despedida quiere hacer la Fiesta de la Vendimia más espectacular de la historia de la Fiesta. «La Fiesta de Paco».

Lo que decimos fue publicado por un periodista de un diario digital y habría enfurecido al gobernador. El señor estaba más caliente que pata de camello. No sabemos si lo enfureció la mentira o la verdad. Incluso, se dice, el periodista habría recibido una llamada del supremo mandatario provincial pidiéndole información de la fuente. El periodista le contestó que si quiere conocer la fuente recorra la Plaza Independencia que allí hay varias.

Comienza a escribirse un nuevo capítulo de la fiesta mayor de los mendocinos, que este año promete tener ribetes asombrosos.

Temas relacionados