El atardecer no opacó la luz Argentina

Argentina es finalista del Mundial de futbol 2014. San Rafael festejó a pleno en toda la ciudad. Sergio Romero le atajó dos penales a los holandeses y se consagró como el héroe de un partido histórico, en el que la selección argentina llegó a la final del mundial en Brasil.

Mientras se preparaba para recibir uno de los remates de los holandeses, el arquero argentino sacó un papelito de su pantalón, lo leyó y lo volvió a guardar.

Como Lehman en el Mundial 2006, Romero parece haber estudiado a los pateadores holandeses.

Aquella vez, Argentina perdió en los penales por 4 a 2. Hoy, el arquero argentino parece haber aprendido del pasado.

[youtube]http://youtu.be/a_SDyKQQMDY[/youtube]

Temas relacionados