El bailarín no zafa

El «Tanguero» Sergio Sosa acusado por el delito de homicidio en grado de tentativa agravado por violencia de género deberá purgar una pena entre 13 y 16 años.

El fiscal Norberto Jamsech pidió 13 años de prisión para el «Tanguero» Sergio Sosa por el delito de homicidio en grado de tentativa agravado por violencia de género, mientras que el abogado defensor de la víctima, Laura Girala, pidió una pena de 16 años.

Lo importante es que estamos asistiendo al primer juicio por violencia de género en el país ,el que inició martes pasado,donde se acacusa de “Femicidio en grado de tentativa y amenazas en concurso real”, tras la brutal golpiza que le dió su ex pareja Laura Girala, en la madrugada del 31 de diciembre de 2012.

El Tribunal compuesto por los jueces Rodolfo Luque, Julio Bittar y Raúl Rodríguez, escucharon los alegatos de la querella y el lunes a las 9,30 serán leídos los de la defensa del acusado.

El fiscal de la causa, Norberto Jamsech en la lectura de sus alegatos y aclaró que en este caso hubo alevosía y dolo, y solicitó una pena de 13 años de prisión para el bailarín de tango.

El abogado defensor de la víctima, Tíndaro Fernández, coincidió con los argumentos presentados por Jamsech, y calificó a Sosa como una persona con rasgos paranoides y psicopáticos, y que durante la relación sentimental que compartían instaló un constante clima de miedo en la víctima. Además calificó como primordial la intervención de la vecina de Girala, cuando Sosa la estaba golpeando, ya que caso contrario la habría matado, si se toma en cuenta que el acusado le señalaba que la iba a matar.Pidió seguridad del Estado para personas, como su defendida que atraviesan situaciones de esa índole y pidió una pena de 16 años de prisión para Sosa.

El Tribunal dio lugar a la defensa de la víctima compuesta por los doctores Rufino Troyano y Ariel Lisardez para la presentación de sus alegatos, pero estos prefirieron esperar hasta el lunes para hacer su exposición y acto seguido será el turno del tribunal de dictar la sentencia para el bailarín.

Laura Girala siempre estuvo presente en la sala de debates, en este juicio, y hoy representantes del Área de la Mujer del Municipio y de integrantes de organismos de Derechos Humanos, estuvieron acompañandola.

Temas relacionados