Electrodependientes ofuscados con ex ministro Aranguren

El ex ministro de energía dijo sin tapujos ni miramientos que no está de acuerdo con que la energía sea un derecho humano. La respuesta se la dio Fabián Fiori, papá de un paciente electrodependiente y luchador incansable en busca de más derechos.

No es la primera vez que frases de miembros del actual gobierno nacional calan hondo en la sensibilidad de un pueblo que no la está pasando nada bien. Esta vez las palabras desafortunadas provinieron del ex ministro de Energía Juan José Aranguren, que sostuvo sin miramientos que “no está de acuerdo con que la energía sea un derecho humano”.

Sin tapujos ni empatía, también agregó que es un “bien escaso” y hay “que pagarlo”. Tras semejantes declaraciones, muchos fueron los pensamientos que invadieron a gran parte de la población que transita de días de incertidumbre y desesperanza. Cabe destacar que el impacto fue aún mayor en los familiares de electrodependientes, quiénes necesitan la energía eléctrica para seguir viviendo.

La comisión de expertos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) definió a los servicios esenciales como “los servicios cuya interrupción podría poner en peligro la vida, seguridad o salud de la persona en toda o parte de la población”, según lo indica un documento de la OIT de septiembre de 2014.

Conclusión dialogó con Fabián Fiori, papá de Adriano Valentín paciente electrodependiente. “El emperador” como le dice su familia necesita de la energía eléctrica para poder vivir, su papá indignado con las declaraciones, contestó al “ex ministro”.

“Realmente no sé a quién creerle, si a este Aranguren o al de campaña que en 2015 decía que si ganaba Mauricio Macri los pobres no iban a pagar la energía eléctrica. Evidentemente lo que se dijo en su momento no resiste ningún análisis”, manifestó Fiori.

Los días de ésta y otras tantas familias no son fáciles, menos si tienen que soportar semejante destrato: “Lo invito a que vea como es la vida de un electrodependiente, en donde la electricidad se necesita para vivir, entonces le preguntaría si es un derecho humano o no”, enfatizó un papá que lucha día a día para que la vida de su hijo sea un poco más agradable.

El agua, el gas y la energía son fundamentales para lograr poder pasar los días en este mundo de una manera más digna, “hoy en día estos servicios son esenciales para que todos podamos desarrollar nuestras vidas, y no lo digo yo, sino que la OIT lo viene sosteniendo desde el 2014. Sin dudas siento que funcionarios como Aranguren atrasan”.

En cuanto a que la energía eléctrica es un bien escaso, Fabián agregó: “Lo que sucede es que el Gobierno ve todo como un producto que se puede comprar y vender, en consecuencia entiende que al ser escaso tiene que ser costoso”.

Sin dudas que el tema costos y calidad del suministro de energía eléctrica toca muy de cerca a esta familia. “Al ser tan necesario la gente está dispuesta a pagar lo que sea, pero la discusión no la tendría que tener conmigo, sino con técnicos que indiquen cual es el costo de la misma y no lo que vale. Porque para mí, por ejemplo, vale la vida de mi hijo y eso no tiene precio. En mi caso se dispararía al infinito, el tema es saber el costo real de generación, distribución y dentro de ello cuanto es lo que debería aportar un gobierno para poder subsidiarlo para que toda la sociedad tenga acceso”.

Para concluir Fabián Fiori sentenció: “Estas declaraciones nos llevan a discutir cuestiones casi bizantinas y de esa manera sacarnos del foco, que sin duda es lo mal que la estamos pasando económicamente”.

Por Conclusión

Comentar

comentarios

Temas relacionados