Fuerte San Rafael del Diamante

Fuerte de San Rafael del Diamante

Un nuevo artículo de la Profesora María Elena Izuel,. hablandonos sobre el fuerte

ARTICULO N° 19

LA FUNDACIÓN Y CONSTRUCCIÓN DEL FUERTE

El sitio de la fundación, como ya les he contado, fue el que más controversias ha generado, pero ya no queda ninguna duda, Teles Menezes no desobedeció al Virrey y lo fundó donde él lo consideró más conveniente en la barranca del Diamante y ahí encontró Teles “el sitio”, en la barranca norte del río o sea la margen izquierda: era alto, se podía divisar a lo lejos si alguien se acercaba, un “tantito” alejado del río, para evitar las crecidas, de fácil acceso al agua para riego, con una zona llana donde preparar los cultivos. El Geógrafo aprobó la elección de Teles y en ese sitio se levantó el Fuerte que se llamó San Rafael en honor al Virrey Rafael de Sobremonte.

Se fundó el día 2 de abril de 1805 cuando el geógrafo plantó su grafómetro y delimitó el fuerte tal como se lo había dicho el Cmte. Teles Menezes: de 40 varas en un cuadrado, o sea que por lado tendría 80 varas. No se fundó como una ciudad, que tenían que realizar una serie de ceremonias, fue sólo un fuerte de avanzada. Todo esto sucedió al día siguiente del parlamento del Diamante, tal como lo había ordenado el Virrey. La cacica Roco pidió una población cercana al Fuerte para dejar las tolderías y venirse a vivir con los blancos, en un principio se habló de la zona del Agua Caliente, hoy conocida como El Sosneado, pero luego se dieron cuenta que quedaba a mucha distancia y decidieron que sería al otro lado del río, finalmente se concretó al lado del fuerte, en una población donde se unieron españoles y aborígenes.

El fuerte no comenzó a edificarse hasta el día 8 de abril, ya que la visita de los aborígenes impedía que pudieran trabajar. De todos modos y tal como lo dice Teles Menezes, no tenía la paja de trigo para amasar el barro y hacer los adobones, así es que debieron plantar el trigo y cosecharlo para poder tener la paja, cosa que recién lograron en febrero de 1806, después de algunas mangas de langosta y de piedra que diezmaron el cultivo de trigo.

Las razones que llevaron a la fundación las podemos clasificar en: políticas, geográficas, estratégicas, económicas, religiosas, sociales, en fin todas las que al ser humano se le ocurran. Sin clasificarlas diré que se fundó para adelantar la frontera; para pacificarla; para evangelizar a los aborígenes y atraerlos a la civilización occidental; para colonizar la zona, ya que el Virrey ordenó la fundación de un pueblo al lado del fuerte, donde se mezclaron aborígenes y españoles; para lograr una ruta económica más directa entre España y Chile( por la falta de conocimientos geográficos creían que el río Diamante era navegable por un bergantín y desembocaba en el río Negro desde donde se podía llegar al Atlántico y de ahí a España); para utilizar las ricas tierras en la producción de ganados y sembradíos.

Si todas estas razones no alcanzan para explicar la fundación, podemos usar aquellas que estuvieron sólo en la visión de los fundadores: construir un fuerte permanente, de material resistente, lo mejor de la época: adobones, para que el día de mañana se transformará por acción de la laboriosidad de sus habitantes sobre las riquísimas tierras, en el magnífico oasis que hoy podemos contemplar: SAN RAFAEL.

Prof. María Elena Izuel

Temas relacionados