Giuliana sigue avanzando lentamente

Nicolás Lucoski, hermano de Giuliana, la reina nacional de la Vendimia 2016, dijo que, desde el 8 de mayo, se encuentra internada en el Hospital Central tras sufrir un siniestro vial en moto junto a su novio, el médico, Ricardo Luna. Ya no está con morfina y si fuera por ella ya se hubiera ido del nosocomio.

La joven estuvo cerca de un mes internada en Terapia Intensiva y con la fortaleza que la caracteriza más «la mano de Dios» y el profesionalismo de los médicos, según señaló su propio padre Mario, logró salir.

Hoy sus días transcurren en la cama de una sala común, a la espera de recibir el alta médica para poder iniciar un tratamiento kinesiológico y así recuperar la vida previa al accidente.

La recuperación de la ex soberana avanza notablemente.El martes le retiraron toda la morfina y los calmantes que se le venían suministrando, la reacción ha sido muy buena. «Ella es totalmente consciente de dónde está, sabe que sufrió un incidente, pero más de eso no le hemos explicado», contó el hermano.

Giuliana, «come de todo, charla, se acuerda de todo. La verdad es que en esta etapa todo ha sido muy positivo».

Sobre la posibilidad de recibir el alta médica, Nicolás señaló que hay que esperar hasta la semana que viene para comenzar con su rehabilitación: «Si bien las cirugías realizadas han tenido muy buenos resultados, hay que esperar la evolución de uno de sus tobillos, que fue el que más comprometido tuvo. Hoy es eso lo único que le impide ponerse de pie, pero hay que seguir de a poco, paso a paso».

Temas relacionados