La invisibilidad gay del copiloto Andreas Lubitz pudo inducir a la tragedia de los Alpes

El copiloto de Germanwings, Andreas Lubitz, que supuestamente habría estrellado el avión voluntariamente en los Alpes, sufría una depresión que no fue anunciada a la compañía alemana. Tras estos problemas mentales podría esconderse la homosexualidad no visible del joven germano, que podría haberse encontrado atormentado por no haber sido capaz o no haber podido vivir su vida como gay.

La ex novia del técnico de vuelo afirma en una entrevista al periódico alemán Bild: «Andreas Lubitz me dijo que algún día iba a hacer algo que cambiaría todo el sistema y que todo el mundo conocería su nombre y lo recordaría». Al parecer Lubitz llevaría en secreto su supuesta homosexualidad, aunque eran muchos los rumores que circulaban debido a los ambientes que supuestamente frecuentaba el joven y los locales a los que solía acudir.

La policía ha encontrado notas en su domicilio familiar, en las que se puede leer que se encontraba “muy enfermo”. De hecho, el día de la tragedia, Lubitz se encontraba de baja médica, circunstancia que ocultó a su empresa y procedió a realizar su tarea cotidiana.

Según publica ‘DailyStar’, el copiloto sufría problemas mentales que le obligaron a visitar el hospital tan solo dos semanas antes de la terrible experiencia que ha acabado con la vida de 150 personas, entre las que se encontraban 51 pasajeros de nacionalidad española. El copiloto fue tratado en el Hospital Universitario de Düsseldorf de Alemania en febrero y la última ocasión fue el pasado 10 de marzo. Lo extraño del caso es que el centro hospitalario niega que Lubitz haya sido tratado de depresión.

El fiscal general de Dusseldorf, Ralf Herrenbrück, dijo que los investigadores no encontraron ninguna nota de suicidio y «no hay razón para sugerir motivos políticos o religiosos» en su casa.

«Sin embargo, los documentos de carácter médico que fueron recuperados se refieren a una enfermedad y tratamiento existente por los médicos», añadió. «Hay notas diciendo que él era incapaz de trabajar, que se encuentra roto”.

También se ha conocido que Andreas Lubitz era un gran fan del Dj David Guetta y que solía frecuentar fiestas en una discoteca cercana a su domicilio, donde se llevan a cabo eventos de temática circense, con espectáculos de drag queens.

Fuente: www.ragap.es

Temas relacionados