La muerte de la cajera del Átomo se podría haber evitado

A Vanina Castro le correspondía Licencia Laboral por pertenecer a grupos de riesgo por Coronavirus, algo determinado por la autoridad sanitaria nacional.  Aquí fallaron los controles, pero a Vanina no se le puede devolver la vida y a su bebé la madre. De nosotros depende que este tipo de situaciones, no vuelvan a ocurrir, debemos denunciar a quienes incumplen con la Ley.

Vanina Castro (42) una de las cajeras de la sucursal de avenida Rivadavia de esta ciudad de la cadena de supermercados Átomo que contrajo covid-19 y murió en las últimas horas donde se hallaba internada; algo que no debería haber sucedido, si las leyes laborales se cumplieran al pie de la letra y quienes deben bregar para que ello ocurra, los gremios, poco hicieron o verdaderamente desconocen a sus afiliados.

Pareciera que la precarización laboral fuera una constante, como la desidia de los patrones de explotar a sus empleados, que cuentan con la complicidad de los gremios y de los gobiernos de turno, quienes también son responsables de esta muerte inútil.

Vanina fue obligada a presentarse a trabajar después del embarazo y siendo una persona perteneciente a un grupo de riesgo, ya que era diabética. La amenazaban con despedirla, si no iba a trabajar a la sucursal del Átomo-Rivadavia.

No podrá declararse personal esencial a las trabajadoras embarazadas y a trabajadores incluidos en los grupos de riesgo determinados por la autoridad sanitaria nacional. Corresponde Licencia Laboral a grupos de riesgo por Coronavirus.

Reglamentación Oficial

El Ministro de Trabajo Argentino Claudio Moroni y Ana Castelani (Secretaria de Gestión y Empleo Público) del 16 de marzo año 2020, respecto a la licencia laboral por coronavirus COVID19 para trabajadores mayores de 60 años, embarazadas, empleados con afecciones de salud crónicas y progenitores o personas adultas con niños o adolescentes a cargo.

En el marco de la declaración de emergencia pública en materia sanitaria declarada por la Ley N° 27.541, ampliada por Decreto 260/2020 y en virtud de la Pandemia declarada por la ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD (OMS) en relación con el coronavirus COVID-19, el Gobierno de la Nación Argentina a través del Ministerio de trabajo, empleo y seguridad Social, mediante la resolución 207/2020 y demás normas complementarias, dispuso suspender el deber de asistencia al lugar de trabajo (desde el 17 de marzo de 2020), con goce íntegro de sus remuneraciones, a todos los trabajadores (cualquiera sea la naturaleza del vínculo jurídico de que se trate) que se encuentren en las
siguientes situaciones:
-Trabajadores mayores de 60 años de edad.
-Trabajadoras embarazadas.
-Trabajadores incluidos en los grupos de riesgo que determine la autoridad sanitaria nacional.

Dichos grupos, de conformidad con la definición vigente, son:
-Personas con enfermedades respiratorias crónicas: hernia diafragmática, enfermedad pulmonar obstructiva crónica [EPOC], edema congénito, displasia broncopulmonar, traqueostomizados crónicos, bronquiectasias, brosis quística y asma moderado o severo.
-Personas con enfermedades cardíacas: insuficiencia cardíaca, enfermedad coronaria, reemplazo valvular, valvulopatías y cardiopatías congénitas.
-Personas diabéticas.
-Personas con insuficiencia renal crónica en diálisis o con expectativas de ingresar a diálisis en los siguientes seis meses.
-Personas con Inmunodeficiencias:
• Congénita, asplenia funcional o anatómica (incluida anemia drepanocítica) y desnutrición grave.
• VIH dependiendo del status (<de 350 CD4 o con carga viral detectable).
• Personas con medicación inmunosupresora o corticoides en altas dosis (mayor a 2 mg/kg/día de metilprednisona o más de 20 mg/día o su equivalente por más de 14 días)
-Pacientes oncológicos y trasplantados:

• Con enfermedad oncohematológica hasta seis meses posteriores a la remisión completa.
• Con tumor de órgano sólido en tratamiento.
• Trasplantados de órganos sólidos o de precursores hematopoyéticos.
-Personas con certificado único de discapacidad.
-Personas con obesidad con un Índice de Masa Corporal igual o superior a 40,0 kg/m2 (Obesidad Clase III).

Se aclara que, tanto la dispensa para los trabajadores mayores de 60 años, como la correspondiente a las mujeres embarazadas y a las personas incluidas en grupos de riesgo arriba detallados, siguen plenamente vigentes conforme a lo dispuesto por el Decreto 67/2021 publicado en el Boletín Ocial el 30 de enero de 2021.

Según la Resolución 60/2021 del Ministerio de Trabajo, a partir del inicio del ciclo lectivo 2021 en cada jurisdicción, se considerará justificada la inasistencia del progenitor, progenitora, o persona adulta responsable a cargo, cuya presencia en el hogar resulte indispensable para el cuidado del niño, niña o adolescente, en las siguientes situaciones:

Los días en que no concurran a clases presenciales en el establecimiento educativo respectivo;

Los días que concurran con jornada presencial reducida y no pueda cumplirse la jornada escolar normal y habitual del establecimiento educativo correspondiente.

Podrá acogerse a esta justificación solo un progenitor o persona responsable de los cuidados, por hogar.

La persona alcanzada por esta justificación, deberá notificar tal circunstancia a su empleador o empleadora.

Para permitir el adecuado control, deberá completar una declaración jurada que deberá contener:
1. Los datos del niño, niña o adolescente;
2. Grado o año que cursa y datos del establecimiento educativo al que concurre;
3. El régimen de presencialidad que se haya dispuesto en esa institución;
4. La declaración de que su presencia en el hogar resulta indispensable para el cuidado del niño, niña o adolescente, los días en que no concurran a clases presenciales o no pueda cumplirse la jornada escolar normal y habitual del establecimiento educativo.

Los trabajadores y las trabajadoras alcanzados por la dispensa del deber de asistencia al lugar de trabajo, cuyas tareas habituales u otras análogas puedan ser realizadas desde el lugar de aislamiento, deberán en el marco de la buena fe contractual, establecer con su empleador
las condiciones en que dicha labor será realizada.

Se recomienda a los empleadores y empleadoras que dispongan las medidas necesarias para disminuir la presencia de trabajadores y trabajadoras en el establecimiento a aquellos indispensables para el adecuado funcionamiento de la empresa o establecimiento, adoptando a tal fin, las medidas necesarias para la implementación de la modalidad de trabajo a distancia (Teletrabajo, Home oce).

 

 

 

Temas relacionados