Ley de hidrocarburos

Los gobernadores de las provincias petroleras, nucleadas en la Ofephi, ya trabajan en una nueva ley federal de hidrocarburos.

La iniciativa se elabora tras la queja de Miguel Galuccio, CEO de YPF, por el papel de las empresas petroleras provinciales que consiguen contratos con grandes firmas internacionales, principalmente por la neuquina Gas y Petróleo del Neuquén (GyP).

Planteo de la petrolera nacional es que en los hechos funcionarían como una subgerenciadoras de áreas, sin embargo desde las provincias aseguran que el modo de participar de la renta petrolera. Arman contratos “carry” en los que abren las puertas de las áreas a las grandes operadoras a cambio de un porcentaje de participación que se repaga con las ganancias, cuando se obtengan.

La norma podría ser presentada antes de fin de año, si finalmente contempla y unifique los intereses de las provincias, no sería necesario elaborar un cuerpo normativo.

Lo que se busca hacer, es que los nuevos contratos petroleros no tengan que pasar siempre por la legislatura, como el de Chevron, por el vacío legal para los no convencionales. Aseguran que la nueva actividad necesitan plazos y condiciones distintas que, en caso de no tener una ley, debería hacer “a medida” en cada oportunidad.

Temas relacionados