Murió un parapentista en el cerro Arco

Alexander Domínguez (57) practicaba parapente este  sábado por la noche en el Cerro Arco cuando cayó al vacío y murió porque el viento cerró su equipo y no alcanzó a activar el paracaídas de emergencia.

En diálogo con “MDZ Social Club”, por MDZ Radio, su amigo y socio del Club de Vuelo Libre Cerro Arco, Horacio Quiroga, despejó las principales dudas sobre el lamentable accidente, del que fue testigo.

Lo primero que aclaró Quiroga es que “El francés” (como lo conocían a Domínguez) no era ningún improvisado en la práctica del deporte. “Llevaba más de 30 años practicándolo. Era de Mendoza pero de chico se fue a vivir a Francia y volvía todos los años con los últimos equipos y novedades“, señaló.

Con respecto a lo que pudo haber pasado, Quiroga explicó que el viento y la poca luz que había a la hora del accidente (20 horas) le pueden haber jugado en contra. “Este era un parapente para gente con mucho conocimiento. Una ráfaga de viento le cierra el parapente y no alcanza a hacer la apertura. Lo que no entiendo es por qué no activó el paracaídas de emergencia“, se lamentó Quiroga.

El instructor de parapente agregó que los equipos que se suelen utilizar para hacer paseos con turistas y gente sin experiencia no tienen nada que ver con el que usaba Domínguez al momento del accidente. “Los equipos que utilizamos para llevar gente a pasear serían como un camión y los equipos para competir son como un Fórmula 1”, ejemplificó Quiroga.

Por último, el amigo del fallecido aclaró que en Mendoza se cumplen con todos los protocolos de seguridad y destacó que en 40 años “nunca ha habido un accidente con turistas“. “La provincia se destaca porque corre poco viento, lo cual es bueno para el deporte. Cuando corre zonda suspendemos todos los vuelos”, añadió Quiroga, y concluyó: “Esto no se puede comparar con el caso de la chica que murió haciendo parapente en Tucumán, ahí si hubo una gran negligencia”.

Fuente MDZ

Comentar

comentarios

Temas relacionados