Novedosa idea para resolver la crisis hídrica

Surge de un conocido abogado sanrafaelino la novedosa idea que se puede aplicar y con la que se podría atenuar considerablemente la crisis hídrica. El doctor Aldo Guarino Arias  propone la instalación de pozos de extracción de agua que alimenten los canales primarios del sistema de Irrigación.

La propuesta está plasmada en la edición de este jueves de diario Los Andes y de la que DDS se hace eco por su importancia.

El especialista en temas hídricos, doctor Aldo Guarino Arias, afirma que la crisis hídrica se superaría rápidamente con sólo una decisión política de hacer perforaciones que alimenten a los canales primarios de los cuatro ríos mendocinos. Sobre los costos aseguró que son bajos si se tiene en cuenta el beneficio y que se podría hasta aumentar la superficie trabajada y recuperar los cultivos de invierno que prácticamente se han perdido por los prolongados cortes de agua de los ríos contradiciendo la ley de Aguas.

Guarino Arias disertó en la Unión Empleados de Comercio de San Rafael convocado por San Rafael Macri 2015 y  la Fundación Pensar Mendoza y reunió a una gran cantidad de público entre los que se observó a muchos jóvenes  militantes de otros partidos políticos y especialistas.

Para Hipólito Aldo Guarino Arias la actual crisis hídrica que afecta a casi todas las provincias andinas y especialmente a Mendoza, puede superarse sólo con una decisión política de no muy alto costo económico. Simplemente, dice, deberían realizarse perforaciones en los inicios de cada canal primario para aumentar la dotación de agua de acuerdo a las hectáreas empadronadas en Irrigación.

Sostuvo que «el agua en el planeta siempre es la misma. Se la encuentra en distintos estados o lugares, pero siempre es la misma». Es ahí donde enfatizó que depende de la inteligencia del ser humano saber extraerla y aprovecharla para los distintos usos. «El hombre tiene que saber recurrir a métodos modernos para conseguir esa agua. Es un desafío para quienes tienen que tomar las decisiones políticas», afirma.
Aseguró que los acuíferos que generalmente coinciden con los cursos de los ríos y arroyos tienen entre un 20% más de caudal y que si se perfora a unos 200 a 250 metros se encuentran aguas óptimas que pueden volcarse a los cauces de riego.

Al arriesgar el monto de una inversión posible si se decidiese por esa alternativa, calculó que el monto total de perforaciones podría rondar los ochenta millones de pesos que, según enfatizó, no es una cifra considerable si se tienen en cuenta los beneficios». Agregó que es el Estado el que debe hacer esta inversión porque es el que debe garantizar la protección a las áreas cultivadas de la Provincia.

En la zona irrigada del sur calcula que deberían hacerse alrededor de 17 pozos o un poco más para cubrir otro tanto de canales primarios.
En una segunda etapa y a largo plazo, dijo, habría que facilitar a los productores el acceso a tecnología de riego que permitan optimizar el uso del agua como es el caso del riego presurizado.

En todo momento de su charla aclaró que su aporte va más allá de las críticas que se puedan hacer a uno u otro gobierno. «Hay que aportar soluciones», dijo. «Debemos pensar en qué es lo que se puede hacer para mitigar la situación grave por la que pasamos», agregó.

En su disertación hizo referencia al calentamiento global como causante del fenómeno que afecta a nuestra región, aunque aclaró que profundizar en ese tema es redundante. «Hay que buscar soluciones», reiteró.

Temas relacionados