Pascua Lama: Barrick Gold se sienta a negociar con indígenas

«El concepto internacional es que los pueblos indígenas tienen derecho a participar de los beneficios que generan las riquezas de sus territorios», dijo Lorenzo Soto, abogado de diaguitas chilenos.

La minera canadiense Barrick Gold inició una inédita primera fase de diálogo directo con las comunidades indígenas diaguitas con el fin de destrabar el camino al paralizado proyecto Pascua Lama, el yacimiento de oro a cielo abierto más grande del mundo.

El proyecto fue paralizado en abril de 2013 por la justicia chilena, tras acoger una demanda de comunidades indígenas diaguitas que acusan a la minera de causar daño ambiental al contaminar glaciares aledaños que surten un río vital para su supervivencia.

La minera y las comunidades diaguitas iniciaron ahora una fase de diálogo directo, siguiendo estándares internacionales. Se trata de la primera de tres etapas para lograr un acuerdo final.

«Básicamente la empresa se abre para entregar todo la información existente del proyecto a fin de determinar las deficiencias que pueda presentar, lo que hay o no hay, el estado en que están las cosas», afirmó a la AFP Lorenzo Soto, abogado de una parte de las comunidades diaguitas.

Esta primera fase se extendería durante un período de seis meses, y ambas partes pueden retirarse de la mesa si así lo estiman conveniente, así como presentar otros recursos legales.

Las comunidades recibirán y evaluarán la información de parte de Barrick relacionada con el agua, suelo, territorio y patrimonio cultural e intangible del pueblo diaguita y podrán contratar a expertos externos para verificar la información, costos que pagará la compañía.

Si esta fase se desarrolla de forma favorable, se iniciaría una fase propiamente de diálogo, que podría extenderse durante un par de años.

La comunidad indígena evalúa solicitar un royalty indígena, es decir, un impuesto directo sobre los beneficios mineros destinado a las comunidades.

Santiago, Chile, AFP-NA.

Temas relacionados