Plan para crear 4 millones de empleos en cinco años

Con eso se buscará reducir diez puntos la pobreza. El Estado nacional debería invertir 1200 millones de dólares por año.

A pocos días de asumir la presidencia Alberto Fernández instruyó a su equipo de colaboradores para trabajar en un plan de fomento de la economía popular para crear hasta 4 millones de empleos en un plazo de cinco años y reducir así 10 puntos la pobreza.

La propuesta la recibió del director del Observatorio de la Deuda Social Argentina ( ODSA), de la Universidad Católica Argentina ( UCA), Agustín Salvia.

Para poner en práctica la propuesta de Salvia el Estado nacional debería invertir 1200 millones de dólares por año, lo que equivale al 0,3 por ciento del PBI. Según los cálculos de Observatorio de la Deuda Social, el plan podría generar recursos anuales de hasta el 0,5 por ciento del PBI y crear entre 500.000 y 800.000 empleos por año, es decir, hasta 4 millones en cinco años.

El plan consiste en el desarrollo de miles de proyectos productivos en todo el país, coordinados desde el Estado y ejecutados por organizaciones de la sociedad civil, destinados a sistematizar múltiples actividades de la economía popular.

Las tareas pueden ir desde la producción de alimentos saludables para proveer a las escuelas y comedores hasta servicios de electricidad o plomería, o de cuidado de niños y personas mayores.

“Hay que pensar en un dispositivo institucional, que nosotros llamamos ’empleo mínimo garantizado’, donde el Estado opere como garante de un empleo mínimo, no como dador de empleo público, sino como facilitador de un sistema que dé una remuneración equivalente a un salario mínimo.

 

La idea es que desarrollen tareas y trabajos de alto impacto en materia de inversión en capital humano y capital social, en los barrios más pobres, e incluso que se desarrollen empresas sociales que brinden servicios a los sectores medios o a los sectores formales de las ciudades”, explicó Salvia.

En el entorno de Fernández aseguran que la reunión lo convenció de convertir el fomento de la economía popular en uno de los puntales de su gobierno.

En el equipo que coordina Arroyo identifican cinco sectores de mano de obra intensiva a los que prevén apostar: la construcción a pequeña escala, la producción de alimentos, la producción textil, el reciclaje y las tareas de cuidado.

En la cartera de Desarrollo trabajará también el líder del Movimiento Evita, Emilio Pérsico, que quedará a cargo de la reformulación de los planes de empleo, unos 450.000, con el objetivo de que funcionen verdaderamente como programas productivos.

Fuente: La Nación

Comentar

comentarios

Temas relacionados