Portezuelo del Viento cuenta con todos los avales técnicos y jurídicos para seguir avanzando

La megaobra hidroeléctrica más importante de los últimos años cumple con todos los reglamentos del COIRCO y de las leyes nacionales y provinciales vigentes. En los últimos 4 años, trabajaron 17 organismos nacionales y provinciales, 4 universidades y 7 consultoras.
El Gobierno de Mendoza señala que la obra hidroeléctrica más importante de los últimos años cuenta con los avales técnicos y jurídicos necesarios para seguir avanzando hacia su ejecución. Desde el Ejecutivo provincial remarcaron que la obra a desarrollarse en el Sur mendocino cumple con los estudios ambientales, sociales y económicos y todos los reglamentos del COIRCO.

El Gobernador Suárez fue convocado por el ministro del Interior, Wado de Pedro, para participar en la reunión del COIRCO el próximo 26 de junio, en la cual se va a analizar la petición realizada por el resto de las provincias integrantes de ese órgano sobre el impacto ambiental de la obra.

El ministro de Gobierno, Trabajo y Justicia, Víctor Ibañez, destacó que “se han llevado a cabo todos los procedimientos legales correspondientes a Portezuelo del Viento, en el ámbito del COIRCO, y han sido cumplidos durante los últimos años en su totalidad”.

Además, mencionó el funcionario que “el procedimiento jurídico que corresponde a Mendoza ha sido cumplido” e informó que el llamado a licitación de la obra ya está en curso, ya que la provincia ha recibido en tiempo y forma el desembolso de los pagos por parte de la Nación para la realización de la obra.

En el mismo sentido se expresó el ministro de Economía y Energía, Enrique Vaquié. “Portezuelo del Viento es la obra hidroeléctrica más estudiada en los últimos 40 años en el país. El proceso técnico antes del llamado a licitación se realizó durante tres años, lapso en el que se llevaron a cabo decenas de estudios hidrológicos, geológicos, sociales y ambientales, entre otros”, afirmó.

Por su parte, Ibañez destacó que en 2018 el presidente Macri laudó a favor de Mendoza y la realización de Portezuelo y la Corte Suprema de Justicia de la Nación rechazó en su momento el pedido formulado por La Pampa, ya que iba en contra del laudo presidencial.

Por otro lado, este importante emprendimiento hidroeléctrico cuenta con el aval del Congreso nacional, donde legisladores tanto oficialistas como opositores apoyaron su realización. Esto demuestra un fuerte respaldo político y la unión de todos los mendocinos para que no frene esta ansiada obra que traerá enormes beneficios a toda la población.

Ibañez confirmó que “el Gobernador Rodolfo Suarez asistirá a la reunión del 26 de junio con todos los elementos técnicos y políticos necesarios para pelear por la obra de todos los mendocinos y lo va a llevar a cabo con todo el andamiaje técnico, político y jurídico que esto requiere”.

Enrique Vaquié comentó, a través de su cuenta de twitter, que “el estudio de impacto ambiental de toda la cuenca del río Colorado realizado por la Universidad Nacional de La Plata y la Universidad Nacional del Litoral fue aprobado por el COIRCO el 19 de marzo de 2019, a través del Acta N° 857”.

En este sentido, el funcionario, quien resaltó además que el proyecto multipropósito también tiene aval político, añadió: “Trabajaron 17 entes nacionales y provinciales, 4 universidades y 7 consultoras. Portezuelo del Viento es sólido técnicamente y cumplió todos los reglamentos del COIRCO”.

Para ello, Vaquié compartió el contenido de la Resolución Nº 857, emitida oportunamente por el Comite Interjurisdiccional del Río Colorado (COIRCO), a través de la cual su presidente concluía que “el informe final del Estudio de Impacto Ambiental Regional (EIAR) de la presa y Central Portezuelo del Viento, en cumplimento de la encomienda del Acta Nº 70 del Consejo de Gobierno, se aprueba por mayoría, con los votos de Buenos Aires, Mendoza y Río Negro, el diferendo de La Pampa y la ausencia de Neuquén”.

Sobre el proyecto

Portezuelo del Viento es un sueño largamente anhelado por Mendoza. Se trata de una central hidroeléctrica que se construirá sobre el río Grande, el más caudaloso de la provincia, ubicado en el departamento de Malargüe.

A 20 kilómetros de la localidad de Las Loicas y a media hora de la ciudad cabecera del departamento del Sur, el embalse será cuatro veces mayor al de Potrerillos y tendrá capacidad para aportar al sistema eléctrico interconectado energía para 130 mil hogares más.

Planteada para cumplir con múltiples propósitos, permitirá proteger la cuenca media y superior del río Colorado de crecidas intempestivas, y aumentar la garantía de riego para agricultura y ganadería en el Sur de Mendoza.

Para tener una idea cercana de la dimensión de la obra, la presa medirá 5,2 veces la altura del Edificio Gómez del centro de la Ciudad de Mendoza. Alrededor del dique se harán más obras relacionadas, como la relocalización del pueblo Las Loicas en la costa del lago, un nuevo tramo de la Ruta Nacional 145 y de la Ruta Provincial 226, la construcción de una sala de máquinas y el tendido eléctrico para conectar la presa con el sistema interconectado nacional.

El potencial del río Grande comenzó a formar parte de los planes del Estado hace más de medio siglo: fue en 1950 cuando se encararon los primeros estudios para la construcción de una gran represa en Malargüe, aunque la idea quedó en la nada en 1955.

Años más tarde, en 1968, se volvieron a encarar estudios sobre la utilización del río Grande para aumentar las zonas de riego ,y ya en 1972, el Estado nacional cerró un contrato con la empresa Harza para extender los estudios a la factibilidad de una represa eléctrica.

En 1993, Mendoza sancionó la Ley 6064, que declaró la obra hidroeléctrica y de diversificación del riego de Interés Provincial y con esta sanción se hicieron nuevos estudios de factibilidad.

Trece años después, en 2006, el entonces gobernador Julio Cobos y el presidente Néstor Kirchner firmaron un acuerdo extrajudicial para la construcción de la presa, en compensación por los perjuicios ocasionados a Mendoza por la promoción industrial, que beneficiaba a las vecinas provincias de Cuyo en detrimento de la economía local.

Finalmente, en 2016, el presidente Mauricio Macri y el entonces gobernador Alfredo Cornejo firmaron un convenio que aceleró todos los procesos para que un año después se realizan los estudios geológicos y geotécnicos, y además se aprobaron las normas de llenado por parte del COIRCO. Al mismo tiempo, la Universidad Nacional de Cuyo terminó sus informes arqueológicos y antropológicos con resultados positivos.

En marzo de 2019, el gobernador Cornejo presentó un segundo Informe de Impacto Ambiental, esta vez prolongando el trabajo a toda la cuenca del río Colorado, ante el Comité, demostrando los múltiples beneficios no solo para Mendoza sino para las provincias vecinas que traerán la concreción del dique y sus obras asociadas.

Un mes después, Cornejo celebraría la firma del convenio junto al entonces funcionario nacional, Rogelio Frigerio, en la Casa Rosada, para la obtención de los fondos (US$ 1.023 millones) que le permitirían a la Provincia la licitación del proyecto multipropósito.

Comentar

comentarios

Temas relacionados