Portezuelo del Viento: realizaron segunda visita donde estará la obra

El operativo fue igual al que se desarrolló en octubre del año pasado y del que participaron otras 26 empresas. Se hicieron cinco paradas para conocer el emplazamiento de la presa, las rutas y las posibles localizaciones de obradores.

El Gobierno provincial retomó las actividades previstas para la visita de obra en el lugar donde se situará la presa hidroeléctrica Portezuelo del Viento, tras haber suspendido el recorrido programado para marzo, a causa del comienzo de las medidas preventivas de propagación del COVID-19.

Se trata de una instancia obligatoria para las empresas interesadas en participar del proceso licitatorio. Por tanto, las firmas participantes recibirán un certificado que deberán incluir en la presentación de las carpetas al momento de presentar las ofertas técnicas y económicas.

Con la participación del intendente de Malargüe, Juan Manuel Ojeda; el ministro de Planificación e Infraestructura, Mario Isgró;  el secretario de Ambiente, Humberto Mingorance; el secretario de Servicios Públicos, Natalio Mema y el subsecretario de Energía y Minería, Emilio Guiñazú, se inspeccionó la zona donde se construirán la nueva villa de Las Loicas, los nuevos caminos y se colocará el tendido eléctrico.

“La visita de obra es sumamente importante porque es la oportunidad que tienen las empresas que no pudieron hacer la primera visita. Estamos en pleno proceso de trabajo respetando todas las normativas y protocolos que exige cuidar la salud ante todo pero trabajando firme. Esperamos que para el día que la obra empiece, que será hacia fines de este año o en el primer semestre del que viene, estemos ya fuera de pandemia”, explicó el ministro Isgró.

Tal como fue oportunamente informado, la postergación de la fecha de visita de obra no modifica el cronograma de la licitación. Esto implica que la fecha de presentación de ofertas se mantiene para el 2 de junio del 2020.

“Portezuelo del Viento es la primera obra con un contrato de obra a nivel municipal en el que exigimos el 80% de trabajadores malargüinos. Necesitamos respetar este pliego licitatorio que se ha confeccionado y perfeccionándolo para que no nos vuelva a pasar lo que pasó con algunos proyectos en la zona, donde terminaban viniendo trabajadores de otras provincias. Esto se da por el trabajo en conjunto entre el gobierno provincial y municipal que tenemos en cuenta estas cuestiones”, agregó el intendente de Malargüe, Juan Manuel Ojeda.

A comienzos de la semana pasada, el Gobierno Nacional envió el tercer desembolso para la construcción de la presa que marcará un hito en la provincia, tras más de medio siglo de haber sido ideada.

“Es una tranquilidad que el Gobierno Nacional cumpla con el compromiso más allá de que sea la provincia que sea o el proyecto que sea. Acá había una sentencia judicial y el Gobierno Nacional la tenía que cumplir. De todos modos, no deja de ser una gran noticia para Mendoza que los fondos de este proyecto no hayan sido pospuestos como han sido pospuestas otras obligaciones del Gobierno Nacional. Eso muestra que el Proyecto es sólido, que está bien hecho y que no sólo Mendoza sino que toda la Argentina ven en este proyecto una real posibilidad de crear empleo y entiende los beneficios para toda la cuenca del Río Colorado”, agregó el subsecretario de Energía, Emilio Guiñazú.

Por su parte, el secretario de Ambiente y Ordenamiento Territorial, Humberto Mingorance, destacó que tanto la obra principal, como las cuatro obras complementarias que incluye el proyecto  ya cuentan con sus correspondientes declaraciones de impacto ambiental (DIA). “Todos los procedimientos se han hecho en tiempo y forma; con todas las consultas que se tenían que hacer y cuentan con los dictámenes técnicos que se requieren para una obra de esta envergadura”,  afirmó.

Los fondos fueron pactados en un acuerdo que Provincia y Nación rubricaron a mediados del año pasado para otorgarle seguridad jurídica al proyecto. En total, Mendoza va a recibir 1.023 millones de dólares en los próximos cinco años. El dinero se utilizará para realizar la obra civil hidroeléctrica, la traza de las dos rutas y la relocalización del pueblo de Las Loicas.

Según las estimaciones, llevar a cabo la construcción de la mega central hidroeléctrica implicará generar unos 3.500 puestos de trabajo, priorizando la mano de obra local. A su vez, se estima que unas 300 pymes mendocinas participen del proyecto en forma directa y un número similar en forma indirecta.

La futura venta de esta energía, además, va a permitir que ese dinero sea afectado a un fideicomiso para desarrollar proyectos similares en Mendoza.

 Detalles de la segunda visita

De la segunda recorrida de obra participaron 25 empresas interesadas en postular para la licitación tanto de la construcción de la represa multipropósito como de las obras anexas, que incluye la relocalización de la localidad de Las Loicas.

El grupo partió a primeras horas de la mañana desde el Centro de Convenciones y Exposiciones Thesaurus de Malargüe y realizó cinco paradas técnicas. La primera parada fue en un puesto de Gendarmería, en el cruce de la confluencia del río Potimalal con el río Grande, que será el que alimentará la presa. Ahí se iniciará el desvío de los 41,8 kilómetros nuevos de la ruta 145. También se localizará el helipuerto, vital para este tipo de obras.

El recorrido continuó 5 kilómetros hacia la parte superior del río Grande, donde se localizará la cortina de la presa -un paredón de 178 metros- y la casa de máquinas.

La tercera parada se hizo para visitar las canteras de donde se extraerá gran parte del material para las edificaciones. Luego, empresarios y miembros del Gobierno se interiorizaron sobre la situación del poblado de Las Loicas, que deberá ser relocalizado. La nueva villa tendrá 80 casas, centro de salud y polideportivo.

El recorrido siguió por la ruta 145, que deberá ser acondicionada y la nueva ruta 266. Ésta será la cola del embalse, que tendrá 26 kilómetros.

Primera visita

En octubre del año pasado se realizó la primera visita de obra. En esa oportunidad participaron 26 empresas: Power China Limited, Synohydro Corp. Limited, China Gezhouba Group Company Limited, Sumec Complete Equipment, China International Water & Electric Corporation (CWE), Camargo Correa Infra Construcciones, Techint Ingeniería y construcción, OHA Construcciones SRL, SACDE S.A, José J Chediack, Distrocuyo, Temec S.A., Green S.A., Grupo Ceosa, Decavial, Centro Construcciones S.A., Obras Andinas, Nihuil Construcciones, Pamar, Panedile Argentina, Laugero S.A., Camargo Correa Infra Proyectos S.A., JyG Servicios, Arauca III, Ayfra-Triunfo-Vialagro y Bauer.

Comentar

comentarios

Temas relacionados