Presentaron el recorrido del Rally Dakar 2014

La competencia automotriz más prestigiosa del mundo partirá desde la ciudad argentina de Rosario y luego de recorrer varias provincias, cruzar a Bolivia e ingresar a territorio chileno por el norte de ese país, concluirá en Valparaiso.

La edición 2014 del rally Dakar, que se celebrará por sexta vez en Sudamérica, tendrá 1.000 km más que en el año anterior y un recorrido diferente para motos y cuatriciclos, con una incursión de dos días en Bolivia, según el recorrido presentado este miércoles en París por la organización.

Un total de 438 vehículos tomarán la salida el próximo 5 de enero en Rosario (Argentina) y la llegada a la prueba, bautizada por los organizadores como «La Odisea», será en Valparaíso (Chile) el 18 de ese mes.

«El decorado para esta edición es bastante excepcional porque por primera vez tendremos dos recorridos», destacó el director de la prueba Etienne Lavigne durante la presentación oficial del Dakar en la capital francesa.

La incursión en Bolivia (en detrimento de Perú, que en esta edición quedó fuera del trazado), no será la única novedad del Dakar-2014: «También hemos aumentado las especiales sobre 13 jornadas del Dakar, habrá cinco especiales diferenciadas para motos y cuatriciclos por un lado y coches y camiones por el otro», explicó Lavigne.

En total, un 40 por ciento del recorrido será diferente para los vehículos ligeros con respecto al trazado para los más pesados de cuatro ruedas.

El responsable de Amaury Sport Organsation (empresa que organiza el Dakar al igual que otras pruebas mundialmente conocidas como el Tour de Francia) apeló a «razones de logística» el hecho de que sólo las motos y los cuatriciclos realicen el recorrido boliviano.

«Es un terreno muy escarpado y sólo una carretera para todos los vehículos (participantes, mecánicos, organización, prensa, etc) que no permite el recorrido de Bolivia para autos y camiones», explicó Lavigne.

«Estamos construyendo el camino y seguramente el ingreso a Uyuni, por lo espectacular, por este paisaje majestuoso va a acabar convenciendo (a la organización) de que tienen que entrar los autos y los carros», dijo por su parte el ministro de la Presidencia del Estado Plurinacional de Bolivia, Juan Ramón Quintana, que destacó la implicación del presidente Evo Morales.

El patrón del Dakar aseguró, no obstante, que esa bifurcación del trazado de la prueba permite a los organizadores «ser más creativos, con terrenos más accidentados para motos y cuatriciclos» y destacó que estos vehículos subirán a más de 4.300 metros en el desierto salado de Uyuni. «Vamos a tocar el cielo», sentenció.

De los 438 vehículos que tomarán la salida en Rosario, 175 lo harán en la categoría de motos, 41 en la de cuatriciclos, 151 en coches y 71 en la de camiones.

Es una cifrá ligeramente inferior a la de los vehículos que tomaron parte en el Dakar-2013 en Perú (459), pero sigue siendo «excepcional» en el contexto de crisis actual, destacó Lavigne.

Pese a las mejoras en materia de seguridad para los pilotos, un rally de este tipo conserva su parte de peligrosidad, como quedó demostrado hace unos días con la muerte en la Baja 1000 del piloto estadounidense Kurt Caselli, ganador de dos etapas en el Dakar-2013 y que, a sus 30 años, se aventuraba como uno de los aspirantes en la categoría de motocicletas.

El Dakar se ha convertido, tal como destacaron los diferentes responsables políticos de Argentina, Chile y Bolivia que participaron en la presentación de la prueba, en una de las mayores manifestaciones deportivas que se organizan en la región y en un evento que da a conocer los parajes recorridos a todo el mundo.

Según datos de France Televisions, la prueba es seguida por 1.000 millones de personas en todo el mundo.

Temas relacionados