Salud: La Paz es Mendoza

Hospital Arturo Illia(*)Es increíble que se tome como SORPRENDENTE lo que ocurrió en el Hospital Arturo illia del departamento de La Paz.

Por supuesto el Poder Ejecutivo toma la decisión más fácil, como siempre: echar a los teóricamente “responsables” y en apariencia los únicos “responsables”.

Por supuesto, sin lugar a dudas que tienen obligación porque son los que están en la “primera trinchera” del Sistema de Salud, es decir en un Hospital del interior profundo de la provincia de baja complejidad  que no escapa a la problemática general de la Salud Publica pero acentuada por la lejanía con el “poder que decide” o de “quienes gestionan el área”.

¿Alguien puede creer que la Directora echada  no había agotado las instancias de toda naturaleza para que esa ambulancia tuviera el combustible necesario?

¿Desde la grandilocuencia de las palabras, la figuración permanente  y acciones de marketing se cree que se solucionan los problemas en la Salud Pública de Mendoza?

Mucho me temo que el Ministro Matías Roby se va a quedar sin directores si tiene que tomar estas decisiones drásticas por deficiente atención, ya que TODOS los efectores de salud carecen de insumos de toda naturaleza. Esto es así mas allá de lo que se diga con énfasis desde los ámbitos del Poder.

Acabamos de conocer hace escasos días la demora en la entrega de un medicamento oncológico a una paciente en estado terminal porque su marido lo denunció públicamente. ¿Creemos que es el único caso? De hecho comenzaron a hacerse públicos otros inconvenientes con pacientes oncológicos, solo algunos, es decir aquellos que perdieron el miedo de denunciar que no es la inmensa mayoría de los mendocinos que por temor a represalias de distinta índole no denuncian el maltrato institucional al que son sometidos en el sistema publico de salud. Maltrato no por su personal (profesional y no profesional) sino por las circunstancias con las que les toca enfrentarse en el día a día con “lo que tienen”.
¿Se terminaron las colas en los Centros de Salud por el envío de una simple comunicación de una resolución ministerial? No.

¿Se aumentó el número de operaciones programadas en los Centros de referencia disminuyendo las listas de esperas nunca informadas oficial y fehacientemente? No.

¿Hay una política de recursos humanos que descentralice la superpoblación en los grandes efectores hacia la periferia de la salud para la prevención y atención primaria? No.

Vamos al caso concreto de los insumos (combustible y drogas oncológicas como ejemplos). Venimos denunciando hace por lo menos 4 años que el Estado mendocino  en general, pero especialmente en salud se financia en gran parte con los proveedores. Esto hizo que desaparecieran en las licitaciones del área como oferentes muchas pequeñas y medianas empresas mendocinas produciéndose así la cartelización del mercado para el Estado.

En los dos casos que han tenido gran repercusión pública el problema irresuelto es el descripto: la estación de servicio de La Paz se cansó, o no tiene respaldo financiero, para seguir “prestándole” al Hospital y el proveedor de oncológicos presiona para que se le abone lo que se le adeuda.

EN EL MEDIO, LOS MENDOCINOS QUE MÁS NECESITAN DE LA SALUD PÚBLICA.

Señor Ministro de Salud, cada vez que ha visitado un centro de salud de baja, mediana o alta complejidad se ha encontrado con la misma situación, usted mismo en sus frecuentes declaraciones lo reconoce.

Primero hay que gestionar el día a día por que no se puede “tapar el sol con la mano” y paralelamente planificar a mediano y largo plazo.

(*)Por Armando Camerucci-Senador UCR

Temas relacionados