Sanz insite con la modificación de la Ley de Protección a Diabético

Mañana, miércoles 6 de noviembre a las 11 el senador mendocino recibirá las más de 50 mil firmas del petitorio realizado en el portal change.org para que se trate la actualización de esta normativa

“En los últimos meses, junto a un grupo de senadores venimos trabajando en la elaboración de un proyecto de ley que modifique el marco legal vigente de protección al diabético para que, entre otras cosas, el Estado garantice la producción, distribución y dispensación de los medicamentos y reactivos de diagnóstico para autocontrol a todos los pacientes con diabetes”, explicó el senador nacional Ernesto Sanz (UCR – Mendoza).

“La cobertura vigente es muy limitada y está desactualizada”, aseguró Sanz y advirtió que “las acciones del Estado han demostrado ser insuficientes para dar soluciones a millones de argentinos que padecen esta enfermedad crónica. Por ejemplo, el Programa Médico Obligatorio le reconoce a cada paciente con diabetes tipo 1400 tiras reactivas por año para medir la glucosa en sangre, con un 70% de cobertura, pero, tanto los especialistas como los enfermos diabéticos, coinciden en que se precisan, como mínimo, 2000 tiras”.

Entre otras cosas, el proyecto busca implementar que el Ministerio de Salud establezca Normas de Provisión de Medicamentos e Insumos, que sean actualizadas cada dos años, para que la cobertura contemple los avances farmacológicos y tecnológicos que apunten a mejorar la calidad de vida de los pacientes. Asimismo, que la cobertura de los medicamentos y reactivos de diagnóstico para autocontrol de los pacientes con diabetes sea del 100% y en las cantidades necesarias según prescripción médica.

Otras de las modificación que propone la iniciativa de Sanz requiere que el Ministerio de Salud, como Autoridad de Aplicación de la ley, lleve adelante campañas de alcance nacional para concientizar a la población sobre la diabetes, así como actividades dirigidas hacia la detección temprana de la enfermedad.

“Esta ley no es simplemente una responsabilidad insoslayable del Estado, también es una decisión inteligente”, enfatizó Sanz y concluyó “ampliando la cobertura, y actualizándola periódicamente, pueden eludirse complicaciones crónicas características de esta enfermedad cuando no es controlada debidamente. Con una atención integral, los pacientes tendrán una mejor calidad de vida y no deberán ser sometidos a tratamientos médicos ni ingresados a hospitales y clínicas por dificultades evitables”.

Temas relacionados