Tabaré Vázquez promete «honrar los valores artiguistas”

En el primer discurso que dio a la mañana en el Parlamento, tras jurar “honor a la Constitución”, Vázquez, médico oncólogo de 75 años, pidió a los uruguayos que “en este momento tan particular que atraviesa el mundo” lo “acompañen a proclamar y difundir esos valores”.

El presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez, juró hoy el cargo y recibió la banda presidencial de manos de su antecesor, José Mujica, ante miles de uruguayos, y prometió “honrar los valores artiguistas” durante su gobierno.

“Libertad, igualdad, justicia, democracia, determinación, ilustración, solidaridad, fraternidad, integración, respeto y tolerancia hacia los otros son mandatos que emanan del pensamiento artiguista”, describió, y aseguró que esos “serán los valores axiológicos que guiarán” su gobierno.

Ellos “constituyen el noble metal en el que se inscribe nuestra identidad como nación, principios y valores que nos regala nuestro prócer, el simple ciudadano, José Artigas”, subrayó el flamante mandatario.

“No debemos ni podemos ni queremos cuestionar la matriz de valores que surgen del jefe de los orientales”, sostuvo, y agregó: “Debemos proponer analizar y discutir juntos sobre los distintos caminos para lograr la mejor educación pública, una salud de igual calidad para todos o una vivienda digna para todos los habitantes”.

Vázquez, que ya había sido presidente uruguayo entre 2005 y 2010, afirmó que en los últimos 10 años “muchas cosas ocurrieron en el Uruguay y el mundo, algunas buenas, otras malas y otras sencillamente horribles”.

“Parecería que los virtuosos están perdiendo terreno; no obstante, debemos decir que también hay signos positivos que nos alientan”, añadió.

Remarcó que “no son pocos los que claman y luchan por la paz, los que se preocupan por pobres e indiferentes, y los que militan por cuidar el medio ambiente”.

Por otra parte, el mandatario puso en funciones a los miembros del gabinete de ministros que lo asistirá, entre los cuales hay cuatro -los de Defensa, Turismo, Ganadería e Interior- que continúan tras haber ocupado esos mismos puestos con Mujica.

La séptima asunción consecutiva de un mandatario uruguayo luego del regreso de la democracia en 1985 tuvo lugar en medio de un operativo que incluyó a 1.200 policías y 600 efectivos del Ejército, además de la participación de las Brigadas de Explosivos y helicópteros.

Yo, Tabaré Vázquez, me comprometo por mi honor a desempeñar lealmente el cargo que se me ha confiado y a honrar y defender la Constitución de la República”, dijo Vázquez en el Parlamento, antes de saludar “fervorosamente” los 30 años ininterrumpidos de democracia en el país.

Luego de esa ceremonia, Vázquez y su vicepresidente Raúl Sendic -quien también juró en el Parlamento- desfilaron durante poco menos de una hora en una camioneta Fordson de 1951 antes de llegar al escenario montado de frente a la avenida 18 de Julio, junto al mausoleo que guarda los restos de Artigas.

Antes de recibir la banda presidencial en la plaza Independencia, frente a la sede del gobierno, Vázquez mantuvo su primera reunión bilateral como mandatario con la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, apenas fue investido en el Palacio Legislativo.

Entre los asistentes a la asunción estuvieron los presidentes de Chile, Michelle Bachelet; Cuba, Raúl Castro, y Ecuador, Rafael Correa, y el vicepresidente de la Argentina, Amado Boudou.

También asistieron los secretarios generales de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), Ernesto Samper, y la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza;, el ex rey de España Juan Carlos y el flamante cardenal uruguayo Daniel Sturla.

Durante toda la ceremonia, desde los techos cercanos, la División de Francotiradores controlaba la seguridad de los invitados especiales, incluida la advertencia de disparo sobre cualquier artefacto, incluso drones que sobrevolaran el espacio aéreo en el que se realizó el cambio de mando.

Mujica asumirá este martes la banca en el Senado que obtuvo en las elecciones de octubre

Mientras tanto, miles de uruguayos que llegaron hasta los alrededores de la plaza Independencia en los más de 200 taxis gratis que dispuso la empresa 141, propiedad de un amigo de Vázquez, entonaban el clásico “Y ya lo ve, el presidente es Tabaré”.

“Estoy seguro de que están aquí para festejar la democracia”, les dijo el mandatario luego de
saludar a las autoridades extranjeras.

Mujica, que el próximo martes asumirá la banca en el Senado que obtuvo en las elecciones de octubre, aseguró en sus primeras declaraciones tras dejar la Presidencia que “si al gobierno le va bien, mejor le va a ir al país”, y destacó que se trató de “un día de unidad nacional por encima de todo”.

En esa línea, Vázquez aseguró esta mañana, antes de jurar el cargo, que con Mujica tiene “un trato fraterno y cercano, y va a seguir así”, y lo consideró “una figura importantísima en el contexto nacional e internacional” que “será un punto de referencia de primer orden”.

El flamante mandatario tenía previsto pronunciar un discurso esta noche, a las 20 (las 19 en la Argentina), por cadena nacional de radio y televisión, para dar a conocer detalles de los tres pilares de su gestión: la descentralización del gobierno y el gobierno electrónico; políticas públicas y sociales en materia de vivienda e infraestructura, y política económica.

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=QT-mQWqp48M[/youtube]

 

Temas relacionados